Gloria Aideé Huertas
Gloria Aideé Huertas
Colprensa
4 Jul 2019 07:30 AM

A juicio mujer acusada de matar a su esposo e hijos en Puente Aranda

Jenny
Rocio Angarita
@jennyr2207
El triple homicidio ocurrió en el mes de marzo.

La Fiscalía acusó formalmente a Gloria Aideé Huertas Riaño por el homicidio del patrullero de la Policía Iván Arturo Zorro y sus dos hijos de siete y diez años de edad, ocurrido el pasado 24 de marzo en la localidad de Puente Aranda, en Bogotá.

Un mensaje de voz en el que la mujer habría confesado el crimen, además de las inconsistencias en el testimonio que entregó inicialmente la presunta asesina, permitieron a los investigadores de la Fiscalía determinar que las heridas con arma blanca que tenía el uniformado fueron provocadas por la mujer

La Fiscalía le imputó a Huertas Riaño los delitos de homicidio agravado y homicidio y presentó escrito de acusación responsabilizándola del asesinato de su esposo e hijos.

Según la investigación, la mujer habría atacado a su pareja sentimental después de sostener una fuerte discusión por un aparente caso de infidelidad.

Lea también: Potente descarga eléctrica se llevó para siempre a mujer en Puente Aranda

Las pruebas recolectadas indican que la procesada lo atacó en seis oportunidades con arma blanca –dos en el pecho y cuatro en la espalda- mientras se encontraba durmiendo en el sofá del apartamento.

Acto seguido, se dirigió al cuarto donde se encontraban sus hijos y los agredió con el arma blanca. Poco después de esto se comunicó con su hermana advirtiéndole que había asesinado a su esposo, porque él había atacado a sus hijos.

Para comprobar el hecho, le envió tres fotografías a su hermana del cuerpo sin vida de su esposo sobre un montón de ropa sucia. El fiscal del caso sostuvo que no era la primera vez que la mujer amenazaba o atacaba a su marido.

Según el relato de los vecinos, familiares y amigos de la pareja, eran continuas sus discusiones y pelas. Uno de los principales motivos eran los celos enfermizos que tenía ella y un aparente caso de infidelidad.

Así va el proceso

El pasado mes de abril, la juez 21 Penal Municipal con Función de Control de Garantías de Bogotá, envió a la cárcel a Huertas Riaño, por el triple homicidio.

La funcionaria judicial determinó que, debido a la gravedad de los hechos materia de investigación y a la existencia del riesgo que la procesada no se presentara a la continuación de las diligencias judiciales si era dejada en libertad, era necesario emitir una medida restrictiva.

En su análisis jurídico, la jueza manifestó que existen elementos para inferir que la mujer atacó con arma blanca a su pareja sentimental y sus dos hijos de siete y diez años de edad y posteriormente intentó ocultar los hechos autoinfringiéndose heridas con un cuchillo.

“La incriminada no tendría reparo alguno en adelantar las mismas acciones contra cualquier sujeto cercano o a un desconocido, teniendo en cuenta su actitud volátil para asumir cualquier complicación que se presente en su diario vivir”, precisó la funcionaria judicial.

En este sentido señaló en el ataque se presentó una sevicia para ocasionar el mayor daño posible a su esposo, para lo que utilizó un arma blanca. Por la gravedad de las heridas provocadas el patrullero falleció casi que de inmediato.

Lea también: A violador en Bogotá le gustaba que lo vieran mientras abusaba de sus víctimas

En su decisión tuvo en cuenta el hecho que cuando fue encontrada por un vigilante del edificio en el que vivía y su hermana, la mujer les aseguró que su esposo la había atacado con arma blanca, mostrando para esto sus brazos con lesiones de cortadas.

“Esto sin perderse de vista la posible hipótesis que las heridas que yacen en su humanidad son autoinfrigidas pues si se observa detenidamente las ocasionadas en los brazos no concuerdan con maniobras desplegadas con el propósito de evitar una agresión”, reseñó.

Fuente
Sistema Integrado de Información