sexo
Sexo
Ingimage
9 Abr 2021 03:16 PM

¿Eres mal polvo? Abren taller para que los hombres aprendan a volear lengua

Ellos llegan para descubrir todo lo que han hecho mal y pensaban que estaba bien.

Son las siete de la noche y Elizabeth Castillo comienza a hablar en un videochat sin reproches. Rompe el hielo diciendo que “no hay ninguna pregunta equivocada, ni una. Pueden preguntar lo que quieran, lo que sea”. 

Ella es experta en derechos sexuales y reproductivos, activista lesbiana y creó este taller porque encontró un corto circuito sexual entre hombres y mujeres.

El Taller de Sexo Oral para Hombres Heterosexuales es una estrategia pedagógica, para conversar con hombres que tienen relaciones con mujeres”, define su iniciativa, y explica que "trata acerca del placer sexual de las mujeres”.

Añade que “les cuento cosas que deberíamos saber si en este país existiera la educación sexual, pero como no existe entonces hay un montón de desinformación”.

El concepto es sencillo: reivindicar el placer como un derecho humano, sobre todo ese que le ha sido condenado a las mujeres y por eso, dice “para mí el placer se ha vuelto un activismo”. 

(AUDIO) Dos horas para aprender de sexualidad femenina virtualmente

Daniel Ruge, periodista y libretista, ya había participado en un taller anterior y lo define como “un espacio revelador”.

Admite que se percató de que los hombres traen consigo creencias equivocadas sobre la sexualidad, dictadas desde entornos sociales que ignoran las necesidades del otro “y dentro de un montón de prejuicios y estereotipos de género que uno carga hasta los 30 años perfectamente”.

A lo largo del taller, varios de los participantes admiten las presiones  que se sienten para ser siempre los mejores en la cama. Daniel afirma que “uno logra quitarse todas esas telarañas de la cabeza, de la mano de Elizabeth y uno se da cuenta que al quitarse esas telarañas tiene oportunidades tremendas para disfrutar con la pareja”. 

Coinciden los hombres en el videochat en la gran maestra de la sexualidad masculina: la pornografía y también admiten que resulta un referente pobre. 

Hay todo un universo de placer por explorar, empezando por una palabra que aún escandaliza: el clítoris a quien Elizabeth define tranquilamente por su funcionalidad como “el único órgano del cuerpo humano que tiene un único destino: no sirve para nada más sino para dar placer”.

Y a lo largo de la exposición toca todo un listado de temas claves que han sido convertidos en tabú, entre los que cuenta como el orgasmo, la masturbación, el uso de lubricantes o juguetes sexuales, los olores, etcétera.

Se habla durante toda la charla de sexualidad y de plenitud. Con esta es la quinta vez que se dicta el taller en el que ha tenido invitados de más de 80 años que jamás hablaron con sus parejas sobre algo tan natural.

Y así pasaron dos horas, 7 hombres listos para aprender y para desaprender cosas sobre las mujeres. Siempre se habla de sexo oral allí porque el sexo hay que charlarlo. 

Fuente
RCN Radio