Javier Ordóñez, hombre que murió tras choques eléctricos de policías
Javier Ordóñez, hombre que murió tras choques eléctricos de policías
Cortesía
9 Oct 2020 06:36 PM

Caso de Javier Ordóñez se queda en la Fiscalía

Johana
Rodríguez
@joharodri4
La Sala Disciplinaria del Consejo Superior de la Judicatura resolvió el conflicto de competencia

La Sala Disciplinaria del Consejo Superior de la Judicatura determinó que la investigación penal por la muerte del estudiante de derecho Javier Ordóñez deberá seguir en manos de la Fiscalía General de la Nación.

La decisión se tomó al resolver un conflicto de competencias entre la Fiscalía 94 Especializada de Bogotá y el Juzgado 143 de Instrucción Penal Militar de Bogotá.

De esta manera los expatrulleros de la Policía Harby Damián Rodríguez Díaz y Juan Camilo Lloreda Cubillos, implicados en los hechos ocurridos durante la madrugada del nueve de septiembre, tendrán que responder ante la justicia ordinaria.

Los delitos por los cuales serán investigados son homicidio y tortura agravada. 

Puede leer ¿Habría conflicto de competencias entre JEP y Corte Suprema por caso Álvaro Gómez?

Los magistrados de la Sala Disciplinaria concluyeron que los hechos no tienen relación con la prestación del servicio de los expatrulleros que estaban asignados al CAI de Villa Luz en Bogotá.

“De conformidad con las pruebas arribadas al proceso, el conocimiento de las presentes diligencias debe ser atribuido a la Justicia Penal Ordinaria, pues se evidencia con claridad que no existe la relación del hecho investigado penalmente con la prestación del servicio”, dice un comunicado de la Sala sobre la decisión.

Después de revisar las pruebas en el proceso y los videos que se conocieron por redes sociales, los magistrados también concluyeron que hubo un posible abuso de autoridad por parte de los exuniformados.

“Existiendo un claro uso desproporcionado de la fuerza por parte de los agentes involucrados, pues no obstante estar este ciudadano ya controlado por los uniformados continuaron propinándole dichas descargas, excediendo totalmente el ámbito de sus funciones”, puntualiza el comunicado.

Los expatrulleros también enfrentan un proceso disciplinario ante la Procuraduría que se encuentra en etapa de juicio.

En medio de esas audiencias públicas, ya declaró el médico forense que realizó la necropsia al cadáver de la víctima, concluyendo que el estudiante de derecho murió por una hemorragia interna que le produjo una grave lesión en uno de sus riñónes, después de recibir un golpe contundente.