URI Puente Aranda
URI Puente Aranda, en Bogotá
Colprensa
1 Mayo 2022 04:48 PM

Conozca las diferencias entre una URI y una estación de Policía

Johan Andrés
Castro Montaño
@johannstein95
Ambas dependencias se encargan de atender las denuncias y los delitos que se presentan, pero sus procedimientos son diferentes.

A veces es común ver que cuando detienen a una persona haciendo cualquier delito en Bogotá se la llevan a una Estación de Policía o a una URI. Aunque pareciera que estas dos unidades hacen lo mismo, en realidad tienen funciones diferentes. Aquí les explicamos las diferencias que hay entre una URI y una estación de policía.

Para empezar, estos establecimientos son administrados por dos organismos diferentes; las estaciones de Policía hacen parte de la jurisdicción de Policía de cada ciudad (por ejemplo, la Policía Metropolitana de Bogotá), mientras que las URI son cuerpos adscritos a la Fiscalía General de la Nación.

También es bueno ver para qué existe cada entidad. Una estación de Policía es la unidad básica de la organización policial, la cual aloja los equipamientos que utilizan los uniformados para llevar a cabo su servicio. Estas unidades fueron establecidas mediante el Decreto 2203 de 1993.

En el caso de las URI (siglas de Unidad de Reacción Inmediata) son organismos de servicio permanente (24 horas al día) que atienden los actos urgentes de delitos que, por su trascendencia y circunstancias especiales, requieren de intervención inmediata por parte de las autoridades. Su finalidad es garantizar el acceso a la justicia por medio de un fiscal y su equipo de trabajo.

Ambos lugares brindan la posibilidad de detener a un capturado de forma transitoria, aunque en el caso de las URI se debe legalizar la situación de ese individuo en un plazo no mayor a 36 horas para determinar si es enviado ante un juez competente. En cambio, las estaciones de Policía conducen a los capturados para que sean presentados ante el despacho judicial correspondiente.

La Ley también señala que las URI no son directamente unidades aptas para albergar personas procesadas o en ejecución de sentencia, puesto que no tienen las condiciones materiales y funcionales para retener a un recluso.

En Bogotá existen cinco Unidades de Reacción Inmediata donde los ciudadanos pueden acudir para recibir el acompañamiento legal y judicial pertinente.

Fuente
Sistema Integrado Digital